Skip to Main Content
Parece que está usando Internet Explorer 11 o una versión anterior. Este sitio web funciona mejor con navegadores modernos como las últimas versiones de Chrome, Firefox, Safari y Edge. Si continúa con este navegador, es posible que vea resultados inespera

Herramientas de empleabilidad

¿Cómo enfrentar una entrevista laboral?

¿Qué es una entrevista laboral?

Es una técnica empleada durante los procesos de selección para cubrir una vacante y elegir al candidato que mejor encaje en un puesto de trabajo. Consiste en una conversación entre el solicitante del empleo y un representante de un empleador, quien toma el papel de entrevistador para analizar a fondo al postulante y comprobar su capacidad para el cargo ofertado. Es por ello que el aspirante debe aprovechar la oportunidad para destacar que es el más cualificado para el empleo.

Dado que las entrevistas laborales son una de las herramientas más utilizadas para la selección de empleados y, a la hora de enfrentarse al mundo laboral, suelen ser el paso final de un proceso que determinará si se obtiene el puesto. El tiempo que se pueda invertir en prepararse con anterioridad aumentará las posibilidades de que el postulante resulte seleccionado.

Hay varias acciones que te permitirán aprovechar el proceso para mostrar las habilidades, competencias y conocimientos durante la entrevista de una forma exitosa. A continuación, te presentamos una serie de recomendaciones y estrategias que puedes aplicar para enfrentar el proceso de la mejor forma.

¿Cómo prepararse para la entrevista?

La preparación es la clave para aumentar la confianza que fortalecerá el desempeño. Así que, para focalizar la energía y recursos, la información que se pueda obtener sobre la entrevista en el contacto inicial es vital.


Para empezar a prepararte, pregunta por el tipo de entrevista, actualiza tu CV, repasa tu experiencia laboral y practica tu presentación.

 

En efecto, preguntar por el tipo de entrevista permite obtener ventajas, pues es posible prepararnos de acuerdo con las características que esta posea. Entre las principales modalidades de entrevista, se encuentran las siguientes:

  • Individual: entrevistador y entrevistado. Puede ser de formato dirigido, es decir, basado en preguntas y respuestas breves; formato libre, en el que el ritmo y pauta de la conversación la lleva el candidato (se sugiere un avance cronológico) o formato mixto, si se realiza una parte en base a preguntas y la otra dejando espacio para demostrar iniciativa o un breve discurso.
     
  • Grupal: se reúne un grupo de candidatos y se les suele plantear una situación para así observar en ellos la capacidad de trabajo en equipo, comunicación, relación interpersonal y habilidades. Todo esto mientras se resuelve un problema hipotético.

 


Actualiza tu CV
y tu perfil de LinkedIn

 

Cuando te contactan para asistir a una entrevista, es porque ya han revisado el Currículum Vitae (CV). De este modo, procura contar siempre con tu CV actualizado, destacando la experiencia, habilidades y conocimientos que se relacionen con el puesto al que postulas.

Una acción que es probable que realicen quienes seleccionan personal es revisar el perfil de LinkedIn de los candidatos, ya que es la red social profesional número uno a nivel mundial. Por lo tanto, conviene tener el perfil completo, actualizado y estar activo en la plataforma. 

 

Elevator

¿Lo sabías? 

Un “Elevator Pitch” es un discurso de no más de 2 minutos en que te presentas, destacas tu especialidad y fortalezas, señalando lo que puedes aportar para la empresa desde el puesto.

 

A continuación, te presentamos una serie de recomendaciones que te servirán para prepararte y responder del mejor modo posible antes, durante y después de la entrevista laboral.

ANTES DE LA ENTREVISTA

Desde el correo o llamada hasta el día de la entrevista, se dispone de tiempo para tomar acción. El primer paso es informarse sobre la empresa, el puesto y el entrevistador.

Google

La empresa: una buena estrategia es utilizar Google para averiguar sobre esta y su sitio web: la historia de la marca, su misión, visión, valores, los servicios o productos que ofrece, cuál es su especialidad, qué tipo de clientes tiene, qué estilo de comunicación utiliza y cómo es el equipo.

 

Puesto

El puesto: durante el primer contacto, se puede preguntar por el puesto y el departamento al que pertence. Otra opción es echar un vistazo en los portales de empleo. Ahí se pueden encontrar detalles de las habilidades necesarias, las funciones y las características del trabajo. 

 

entrevista

El entrevistador: por lo general, hay tres alternativas sobre la persona que te hace la entrevista: alguien de Recursos Humanos, una empresa de trabajo temporal o, directamente, el jefe o director del departamento. En este último caso, se sugiere que se busque a la persona en las redes sociales. El hecho de tener una idea de cómo es y cómo se ve su rostrro, te permirá tener más confianza.

DURANTE LA ENTREVISTA

Quien realice la entrevista tratará de analizar las características específicas de cada postulante, como actitud, estabilidad, motivación y madurez. Por lo tanto, no solo se trata de lo que se expresa, sino de cómo se expresa y de todos los detalles que puedan observar mientras el entrevistado se desenvuelve durante la conversación.

A continuación, te presentamos algunas sugerencias importantes a tener en cuenta:

¿Qué hacer en la entrevista?
  • Llega a tiempo o unos minutos antes. Llegar tarde es inexcusable. Tampoco lo hagas con mucho tiempo de antelación, pues podría importunar, por lo que hacerlo 10 a 15 minutos antes es muy recomendable.
  • Saluda a tu entrevistador de forma amable y respetuosa.
  • Estréchale la mano con firmeza.
  • Espera a que te ofrezca una silla antes de sentarte. Siéntate erguido y mira hacia delante, mostrando interés en todo momento.  
  • Es muy importante que demuestres tus habilidades interpersonales durante la entrevista, de ser posible sé carismático.
  • Escucha e intenta ser un buen conversador: sonríe y mira a tu entrevistador a los ojos.
  • Sigue las pistas de tu entrevistador acerca de las cualidades de la persona que buscan. Intenta obtener una descripción completa de la posición y las funciones del puesto lo antes posible para asegurarte de relacionar tus logros, experiencia y habilidades con el empleo.
  • Intenta transmitir de forma breve, concreta y sincera cuáles son tus puntos fuertes. Tú eres la persona que sabe lo que puede aportar a la empresa.
  • Mantén una actitud abierta y decidida acerca del puesto al que estás optando. Nunca cierres la puerta a ninguna oportunidad profesional. Es preferible que puedas elegir entre diferentes ofertas de empleo a que solo optes a una.

Si la entrevista está saliendo bien, hacia el final, se debe preguntar sobre el siguiente paso del proceso. En el caso de que se ofrezca el puesto, depende del candidato aceptar en forma inmediata o si quiere tomar tiempo para pensar.

En el caso de que no esté saliendo bien, es importante no demostrar desánimo, tal vez en el futuro se presente una nueva vacante en la misma empresa y el hecho de dejar una buena impresión hace posible que vuelva a realizarse un nuevo llamado.

Finalmente, agradecer el tiempo invertido es un buen cierre.

Ten presente que siempre hay algunas respuestas o comentarios que deberíamos evitar, ya que pueden perjudicar la impresión de nosotros que se está formando quien lleva a cabo la entrevista:

Qué NO hacer
Responder a las preguntas con un simple “sí” o “no”
Ofrece una explicación a tu entrevistador siempre que sea factible. Intenta relacionar en la mayor medida posible tus cualidades con la posición que se está ofertando.

Mentir

Responde a las preguntas con sinceridad, franqueza e intenta ser breve.




No hagas comentarios despectivos sobre tu jefe/jefes actuales o con los que hayas trabajado en el pasado.

Evitar

Intenta no hacer preguntas sobre la remuneración, sobre vacaciones o incentivos al comienzo de la entrevista, a no ser que la persona que te está entrevistando lo haya mencionado primero.

No obstante, deberías conocer previamente qué demanda hay de tu perfil profesional en el mercado laboral para solicitar la remuneración que deseas.

DESPUÉS DE LA ENTREVISTA

Lleva un control de tus postulaciones: mantener un registro de todas las solicitudes permite llevar control de información.

  • Sugerencia: puedes utilizar una planilla detallando el día postulado, el nombre de la empresa, el cargo y el salario, además de los beneficios.

 

¿Y si la entrevista es virtual?

Hay quienes han comenzado en nuevos puestos laborales sin siquiera conocer presencialmente a sus equipos, también hay empresas que han adaptado un sistema híbrido, que mezcla la modalidad presencial con el home office. Por lo tanto, las entrevistas remotas se han vuelto más comunes y, aunque se deben tener las mismas consideraciones que para una entrevista presencial, para una virtual se deben añadir otros elementos a la preparación. 

A continuación, te presentamos tips extras para tener en consideración:

Ordena las ideas: cuando se enfrenta una entrevista de trabajo a distancia es muy importante disponerse y prepararse intelectual y emocionalmente para responder con atención a lo que preguntan.

  • Sugerencia: el hecho de que la realices en el mismo espacio donde llevas a cabo tus actividades cotidianas, te obliga a hacer una mayor preparación para la entrevista.

Conversación: para que esta sea fluida, amena y transmita confianza, mirar a los ojos al entrevistador es una buena sugerencia. Además, es importante silenciar o poner en modo avión el teléfono, para que la comunicación no se interrumpa.

  • Sugerencia: en una videollamada se puede fijar la vista no en la pantalla, sino en el puntito verde o rojo de la cámara. Si convives con otras personas, pedirle que no entren. Además, resulta clave asegurar la calidad de la señal de internet para evitar interrupciones.

Prepara el espacio. Antes de una entrevista hay que preocuparse del ambiente en el que esta va a suceder. 

  • Sugerencia: ten en cuenta la iluminación, porque la persona que está entrevistando no quiere ver una silueta. Tu cuerpo también habla, incluso a través de la pantalla.

Prioriza outfits básicos: dicen que “menos es más”, así que preferir prendas básicas del busto hacia arriba es bien visto. 

  • Sugerencia: usar todo lo que calce bien, preferir colores lisos y evitar las camisas con rayas, porque estas vibran en la pantalla. Tu imagen es la que puede hacer la diferencia muchas veces en la toma de una decisión.

Ensayos: muchos reclutadores no prenden la cámara, lo que desde el otro lado puede generar nerviosismo en el postulante. 

  • Sugerencia: practica con el espejo o con el mismo celular, ya que muchos evalúan la conducta no verbal y es importante ser coherente entre lo que se dice y el cómo se dice.

Conectarse con el computador y no con el teléfono: lo ideal es el computador conectado por cable al módem, para así tener una mayor estabilidad de señal. Si no es posible, la opción es compartir la señal del celular.

  • Sugerencia: hacer ensayos del equipo y la señal es una buena práctica que te transmitirá tranquilidad.

 

¿Cuáles son las preguntas frecuentes y cómo debo responder a ellas?

Hay varios tipos de preguntas con objetivos específicos, algunas relacionadas con la formación y experiencia, otras con el perfil personal del postulante. En el contexto laboral, los entrevistadores buscan un ambiente de confianza que les permita respuestas más auténticas. 

Para moverse con soltura, entrenarse para las preguntas más frecuentes resulta de mucha ayuda. A continuación, se presentan algunas de las más comunes, así como también sugerencias para enfrentarlas:

 

PREGUNTAS FRECUENTES/SUGERENCIAS
1.    ¿Dónde te ves dentro de cinco años y qué quieres lograr?

Los entrevistadores quieren ver si has considerado tus metas a corto, mediano y largo plazo. No solo en el puesto, sino también el progreso profesional a futuro. 

  • Sugerencia: relaciona siempre tus ejemplos con la posición para la que estás siendo entrevistado y sé realista en tus aspiraciones. 
2.    ¿Cuáles son tus fortalezas /debilidades?

Puedes evitar presumir al exponer tus puntos fuertes, así como tampoco mostrarte negativo al referirte a tus debilidades.

  • Sugerencia sobre las fortalezas: revisa la descripción del trabajo y elige tres ejemplos de cualidades que el reclutador busca. Ofrece ejemplos de cómo has utilizado tus puntos fuertes en otros ambientes laborales.
  • Sugerencia sobre las debilidades: puedes exponer las medidas que has tomado para intentar corregirlas (cómo cursos de capacitación, por ejemplo). Evita responder que eres “demasiado perfeccionista”, así como otras respuestas que no den cuenta de tu capacidad de autocrítica.
3.    ¿Por qué deberías obtener el trabajo?

Muestra por qué sería beneficiosa tu contratación para la empresa, lo que te diferencia de otros candidatos y dónde se encuentran tus mayores fortalezas. Resaltar experiencia, personalidad y entusiasmo es una forma de lograr ese objetivo.

  • Sugerencia: la descripción del trabajo debe ser la primera pista para identificar lo que el entrevistador está buscando y relacionarlo con tus cualidades.
4.    ¿Por qué quieres este trabajo?

Esta pregunta tiene por objetivo que demuestres cuánto has investigado de la empresa.

  • Sugerencia: conoce sus valores, misión y productos. Relaciona tus metas con las de la empresa.
5.    ¿Cuáles son tus expectativas salariales?

Debes evitar mencionar el salario (a menos que se te pregunte). Sé flexible, deja claro que estás dispuesto a negociar tu salario para la oportunidad.

  • Sugerencia: es importante ser consciente del valor de alguien con tus habilidades y experiencia. 
6.    Cuéntame sobre ti/tu experiencia laboral anterior.

Esta es a menudo la pregunta inicial para las entrevistas y las primeras impresiones son claves.

  • Sugerencia: da una respuesta breve, destaca los logros claves en tu experiencia profesional. Comienza con una visión general y luego comenta tus trabajos anteriores. Sigue la misma estructura de tu CV. 
7.    ¿Cuáles son tus metas profesionales?

Lo que se busca es conocer tus objetivos a corto, mediano y largo plazo y qué funciones y tareas priorizas. 

  • Sugerencia: a través de tus valores, expectativas y motivación demuestras tu real interés por el puesto.
8.    ¿Qué habilidades o experiencia posees que te ayudarán a tener éxito en este cargo?

Algunos ejemplos de los atributos clave que buscan los reclutadores son:
•    Gestión de proyectos.
•    Solución de problemas.
•    Cumplimiento de objetivos o metas.
•    Conocimientos técnicos sólidos respaldados por un buen conocimiento del negocio.

  • Sugerencia: haz tu propia búsqueda de acuerdo con el puesto al que postulas.
9.    ¿Por qué estás dejando tu empleo actual?

Esta pregunta busca descubrir si el candidato fue invitado a retirarse o presentó su renuncia voluntariamente. 
Si se trata de la primera opción, intentarán descubrir si el motivo está relacionado con el desempeño o la integridad. Si es por su propia voluntad, tratarán de entender la situación que llevó a esa decisión.

  • Sugerencia: prepara tu respuesta según sea el caso. Un cambio de trabajo puede ser una oportunidad para mejorar tus habilidades, contrario a un candidato que usa la entrevista para quejarse de haber sido tratado injustamente en otra empresa.
10.    Llevas varios meses sin trabajar, ¿qué has hecho en este tiempo?

El reclutador quiere escuchar que hubo una estrategia clara durante ese período, el por qué y qué pasos se dieron para alcanzarla. 

  • Sugerencia: no divagues en esta respuesta, no inventes excusas. Expresa con firmeza y seguridad tus objetivos durante este tiempo.
11.    ¿Cuál ha sido el mayor error que has cometido en un trabajo?

Lo que verdaderamente quiere saber quién te entrevista es tu capacidad de asumir las responsabilidades y consecuencias de un error.

  • Sugerencia: describe la forma en que pudiste superarlo y qué aprendizajes alcanzaste que te permitirán en el futuro no volverlo a cometer. 
12.    Describe alguna situación compleja que hayas afrontado con algún supervisor o compañero de trabajo.

Con esta pregunta, se busca comprender cómo gestionas los conflictos, especialmente dentro del ambiente de trabajo. 

  • Sugerencia: utiliza un ejemplo cuyo resultado haya sido favorable a todos y no haya generado impactos importantes sobre el negocio/trabajo/compañeros. Evita emitir juicios de valor sobre las personas involucradas.
13.    ¿Cómo trabajas bajo presión?

En muchos empleos se dan situaciones de cierta presión, por lo tanto, cómo reaccionas demuestra tu inteligencia emocional y cómo gestionas el estrés.

  • Sugerencia: prepara tu respuesta teniendo en cuenta que mostrar baja tolerancia al estrés es una desventaja.
14.    ¿En qué momento has tenido que demostrar tu capacidad de superación?

Actualmente, y cada vez con mayor frecuencia, se producen cambios en los entornos laborales. Por ello, tu desarrollo personal y capacidad de crecimiento son importantes.

  • Sugerencia: demuestra tu capacidad de aprender, sentido del humor e inteligencia emocional.
15.    ¿Qué valoras de tus últimos empleos?

El propósito de esta pregunta es definir en qué grado te ajustas a la cultura de cada organización.

  • Sugerencia: señala qué aspectos te gustan de la nueva empresa y por qué has decidido elegir este puesto.
16.    ¿Cómo te han tratado tus jefes anteriores? ¿Qué opinión te merecen?
Nunca, en ninguna circunstancia, se debe hablar mal de los antiguos jefes ni de los compañeros. Si la relación laboral y personal fue muy negativa, conviene intentar desviar el tema y ser lo más discreto posible.
17.    ¿Prefieres trabajar solo o en equipo? ¿Por qué?

Hay que señalar que, por supuesto, tenemos capacidad para desarrollar trabajo en equipo, pero también conviene resaltar que tenemos disponibilidad para realizar trabajo en solitario.

  • Sugerencia: la clave es tener ejemplos de situaciones reales preparadas.
18.    ¿Qué estudios tienes? ¿Por qué los escogiste? ¿Volverías a estudiar lo mismo?

Las respuestas dependen de cada persona y de su situación. Si hubo algo negativo, se puede comentar con una visión optimista de los resultados. Dejar una carrera a medias puede ser algo negativo y difícil, pero hacerlo indica tener carácter y no conformarse. 
Hay que resaltar que sirvió como experiencia y que las materias estudiadas resultaron de utilidad, tanto para otros estudios como para el mundo laboral.

  • Sugerencia: hay que adoptar una actitud positiva durante estas preguntas y dejar entrever que las experiencias formativas fueron positivas en todos o en algún aspecto.
19.    ¿Estás casado? ¿Tienes novio(a) familia?

Este tipo de preguntas no son habituales, pero a veces se hacen para desconcertar al entrevistado y ver su capacidad de improvisar. Otras veces, se puede preguntar “¿Planea ser padre/madre? ¿Con quién vive?”. Estas interrogantes valen también para saber la disponibilidad de viajar. Proporciona información extra sobre el candidato, pero no son cuestiones relevantes.

  • Sugerencia: en caso de considerar íntimas este tipo de preguntas, conviene decírselo al reclutador con asertividad y cambiar lo antes posible de tema.
20.    ¿Tienes alguna duda?
  • Pregunta sobre los próximos pasos.
  • Abarca temas que el entrevistador no trató, como capacitaciones o desarrollo profesional.

 

Finalmente, recuerda:

La clave de la preparación es tener en cuenta todas las etapas de la entrevista:

engranaje

 

  • Antes: informándote y ensayando, utiliza las preguntas frecuentes.
  • Durante: no solo es importante lo que dices, sino también cómo lo dices. Recuerda que todo tu comportamiento también habla de ti. 
  • Después: preguntando por los pasos siguientes del proceso y realizando un buen seguimiento.


Si la entrevista es virtual: prepara el espacio, las condiciones técnicas y tu vestimenta.

Referencias

Aguilera, A. (Agosto de 2021). La Tercera. Obtenido de https://www.latercera.com/practico/noticia/8-consejos-para-lucirte-en-una-entrevista-laboral-online-y-otros-tips-sobre-busqueda-de-empleo/DVEABSVN5VA7NIWNXIMWMWPLDQ/
Ro, A. (Mayo de 2022). Blog de Aula CM. Obtenido de https://aulacm.com/consejos-hacer-entrevista-de-trabajo/
Zercero, A. (s.f.). Empapelarte. Obtenido de https://empapelarte.es/respuestas-en-entrevista-de-trabajo-preguntas-comunes-ejemplos/

Licencia Creative Commons

Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional

Bibliotecas Duoc UC